Estela señaló que el peligro son “estos enemigos políticos que no son opositores constructivos”

0
81
0 Flares 0 Flares ×

Al cumplirse 45 años del último golpe cívico militar en Argentina, Estela de Carlotto, titular de la Asociación Abuelas de Plaza de Mayo aseguró: “Estamos yendo bien. Estamos con la democracia más larga de nuestra historia. Y se van consiguiendo éxitos. Lo que hay que tener es la voluntad de ser ciudadanos libres y respetuosos”.

La activista por los derechos humanos remarcó: “Hacemos lo que el amor nos dicta, que es buscar a los niños robados. El optimismo de la lucha es hacerla desde el amor. Y esperamos que la justicia impere, y se castigue a los culpables”

“Si ha sido cómplice o participe, sea civil o uniformado, debe ser juzgado y condenado. Es lo que se debe hacer para que una historia tan tremenda como esta no se vuelva a repetir” resaltó y agregó que desde la apertura democrática en 1983, la Asociación Abuelas de Plaza de Mayo no dejó de trabajar con todos los gobierno. Además, mientras no pudimos hacer justicia penal, tuvimos justicia de memoria. Y fuimos recabando la palabra, y la memoria de las víctimas. Y, cuando las leyes del perdón se derogaron la Justicia tenía elementos más que suficiente para juzgarlos”.

Carlotto, advirtió: “Los peligros son estos enemigos políticos que no son opositores constructivos, sino que hacen acciones negativas al proceso democrático. Exponiendo a la gente de odio. Y sobre todo a los chicos… porque los están usando».

“Ese féretro con mi nombre es de una bajeza tremenda. Pero, los culpables no son esos chicos sino quienes los aconsejaron” aseguró la titular de Abuelas que al mismo tiempo señaló: “Es tremendo que señalen que dentro de la bolsa había papel”.

Carlotto señaló que “Por la Pandemia, no se puede hacer la marcha que hacemos todos los años . Y por eso desde la organización se propone planta 30 mil árboles. Pues, el árbol es el símbolo de la vida. Va afianzarse en la tierra, va a dar frutos, sombra. Queremos que sea el futuro de nuestro país y de todos los países donde las dictaduras hayan avasallado los derechos”.

Finalmente, al recordar aquellos tiempos, la activista por los derechos humanos aseguró “tengo recuerdos tenebrosos” y resaltó que los que los jóvenes buscaban era “que todos tuvieran el derecho a vivir bien, que tengan trabajo, salud, vivienda… el sueño de ellos era la justicia social. Y es esto es lo que hay que reivindicar porque, con aciertos y errores, han dado la vida”.

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Email -- 0 Flares ×